Foliculitis, forúnculos y ántrax en los niños

¿Qué son la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en los niños?

Las bacterias que están en la piel pueden infectar a uno o más folículos pilosos. Un folículo piloso es la base o la raíz de un pelo. Hay 3 tipos de infecciones diferentes:

  • Foliculitis. Es la inflamación de un folículo piloso.

  • Forúnculo. Es una infección del folículo piloso que llega hasta las capas más profundas de la piel. Se forma una pequeña bolsa de pus (absceso). También recibe el nombre de divieso.

  • Ántrax. Se trata de un grupo de folículos pilosos infectados que tienen pus. El ántrax es una infección más grande y más profunda que la de un forúnculo.                                         

Estas pueden producirse en cualquier parte de la piel donde haya un pelo. Ocurren con mayor frecuencia en los lugares donde puede haber fricción y transpiración, entre los que se incluyen la parte posterior del cuello, la cara, las axilas, la cintura, la ingle, los muslos o los glúteos.

¿Cuáles son las causas de la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en los niños?

La causa más frecuente de estas infecciones en una especie bacteriana del género Staphylococcus aureus. Pero también pueden deberse a otras clases de bacterias.

¿Cuáles son los niños que corren riesgo de tener foliculitis, forúnculos y ántrax?

Cualquiera puede tener foliculitis, forúnculos o ántrax. Un niño podría tener mayor riesgo en los siguientes casos:

  • Tiene diabetes o el sistema inmunitario debilitado.

  • Tiene otras infecciones cutáneas.

  • Tiene contacto estrecho con alguien con un absceso cutáneo, un forúnculo o ántrax.

  • Tiene lesiones en la piel, como raspaduras, cortes o picaduras de insectos.

  • Está recibiendo medicamentos por vía intravenosa.

  • Ha estado en una tina de hidromasaje o un jacuzzi con agua que no es tratada correctamente.

¿Cuáles son los síntomas de la foliculitis, de los forúnculos y del ántrax en los niños?

Cada niño puede tener síntomas diferentes, como los siguientes:

  • Un único bulto o una dureza (lesión en la piel)

  • Grupos de lesiones en la piel

Las lesiones pueden ser las siguientes:

  • Enrojecimiento

  • Calor

  • Inflamación

  • Dolor

  • Supuración de líquido (pus)

Los síntomas que afectan a todo el organismo pueden incluir los siguientes:

  • Fiebre y escalofríos

  • Frecuencia cardíaca acelerada

  • Presión arterial baja

Los síntomas de la foliculitis, de los forúnculos y del ántrax pueden ser los mismos que los de otras afecciones. Procure que su hijo visite al proveedor de atención médica para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostican la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en los niños?

El proveedor de atención médica le hará preguntas sobre los síntomas y los antecedentes médicos de su hijo. Además, le hará una exploración física al niño.

Es posible que el niño tenga que consultar a un especialista para el tratamiento de un forúnculo o del ántrax moderado a grave. Es posible que se envíe una muestra del pus de la infección a un laboratorio. A esto se le llama cultivo. Se hace para saber qué tipo de bacterias causaron la infección y puede ayudar al médico a decidir cuál es el antibiótico más adecuado para el tratamiento.

¿Cómo se tratan la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en los niños?

El tratamiento dependerá de los síntomas, de la edad y del estado de salud general de su hijo. También, de la gravedad de la afección.

Puede que la foliculitis y los forúnculos leves desaparezcan sin ningún tratamiento. La colocación de paños (compresas) tibios puede aliviar los síntomas y acelerar la curación.

El tratamiento de los forúnculos y el ántrax moderados a graves suele ser el drenaje. Un proveedor de atención médica realiza un corte en la lesión y drena el líquido (pus) de su interior. Este procedimiento se conoce como incisión y drenaje. Es posible que, además, el niño tenga que tomar antibióticos por vía oral o recibirlos por vía intravenosa (a través de una vena). También es posible que deba ponerle al niño una pomada o una crema con antibióticos.

¿Qué puedo hacer para prevenir la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en mi hijo?

Para ayudar a prevenir estas infecciones, haga lo siguiente:

  • Asegúrese de lavar y proteger las lesiones en la piel.

  • Procure que su hijo se lave frecuentemente las manos.

  • Mantenga las uñas del niño bien cortas.

  • Si el niño se queja de una zona sensible en la piel, revise el área de inmediato.

  • Estimule a los niños mayores y a los adolescentes a que tengan la cara limpia, usen afeitadoras limpias, no compartan las afeitadores y se bañen con frecuencia.

  • Use únicamente jacuzzis o tinas de hidromasaje que tengan el mantenimiento adecuado.

  • Intente mantener a su hijo alejado de otras personas con estas infecciones.

¿Cuáles son las complicaciones posibles de la foliculitis, de los forúnculos y del ántrax en los niños?

Las posibles complicaciones pueden incluir lo siguiente:

  • Infección que se propaga hacia otras partes del cuerpo

  • Reaparición de la infección

  • Formación de cicatrices

Cuándo llamar al proveedor de atención médica de su hijo

Llame al proveedor de atención médica si el niño presenta lo siguiente:

  • Síntomas que pueden afectar un área extensa

  • Síntomas que empeoran

  • Fiebre

  • Síntomas nuevos

Información importante sobre la foliculitis, los forúnculos y el ántrax en los niños

  • La foliculitis, los forúnculos y el ántrax son infecciones de la piel causadas por bacterias.

  • Cualquier niño puede tenerlas. Un niño que tiene diabetes o el sistema inmunitario debilitado corre más riesgo.

  • Puede que la foliculitis y los forúnculos leves desaparezcan sin ningún tratamiento.

  • El tratamiento de los forúnculos y del ántrax moderados a graves es la incisión y el drenaje. También suelen tratarse con antibióticos.

Próximos pasos

Consejos para ayudarlo a aprovechar al máximo la visita con el proveedor de atención médica de su hijo:

  • Tenga en claro la razón de la visita y qué quiere que suceda.

  • Antes de la visita, anote las preguntas que quiere hacer.

  • En la visita, anote el nombre de los nuevos diagnósticos y de todo nuevo medicamento, tratamiento o prueba. También anote las instrucciones que el proveedor le da para el niño.

  • Sepa por qué se receta un tratamiento o un medicamento, y cómo esto ayudará a su hijo. Conozca los efectos secundarios.

  • Pregunte si la afección de su hijo se puede tratar de otra forma.

  • Sepa por qué se recomienda una prueba o un procedimiento y qué podrían significar los resultados.

  • Sepa qué esperar si su hijo no toma el medicamento o si no se realiza la prueba o el procedimiento.

  • Si su hijo tiene una visita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo esta.

  • Sepa cómo comunicarse con el proveedor fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga preguntas o necesite ayuda.

Revisor médico: Marianne Fraser MSN RN
Revisor médico: Michael Lehrer MD
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Última revisión: 2/1/2021
© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.